Han pasado ya unos meses desde que lei la noticia, la obra Hiroshi Sugimoto iba a ser expuesta en Mapfre Recoletos.

El mismo día de apertura ya fui a visitar la sala.  

Fotos murales, salas con una distribución formal, un esquema propio del minimal. Frio, como no, todo blanco y negro.  

Reflexión en el concepto y destreza técnica en la realización. 

Sugimoto consigue lo que se propone, da realidad a sus dioramas de naturalezas falsas, y nos sitúa en escenas pasadas, establece una conversación con nuestros ancestros a través de paisajes formales y perspectiva interior, se reconoce como hombre e investiga la identidad común.  Sugimoto plantea un viaje en el tiempo con su fotografía, conecta el presente con el pasado, reflexiona sobre una idea, observa la relación entre la luz y la natureleza, interroga a la fotografía. Consigue hacer llegar sus ideas sin compasión ni distracciones, sin necesidad de un discurso.

Quizá eché de menos su serie en color,  para la próxima.

Después dimos un paseo, ya agotado. Unas fotos frente al espejo, y unas cuantas tomas de Madrid, como no, en blanco y negro.

"La pregunta que me hacía es ésta: cuando el primer humano se puso en pie y miró al mar, ¿qué vio?¿Qué compartimos nosotros con aquella visión? Descubrí que la cámara es una máquina capaz de representar el sentido del tiempo. "

Mapfre Recoletos. Hiroshi Sugimoto 2016

Mapfre Recoletos. Hiroshi Sugimoto 2016

image.jpg
image.jpg
image.jpg
image.jpg
image.jpg
image.jpg
image.jpg

Comment